Jesus Is Life

PASIÓN POR SERVIR A CRISTO

PASIÓN POR SERVIR A CRISTO

Las personas que no conocen a Cristo e incluso algunas personas que han entregado sus vidas a Cristo, no comprenden el entusiasmo que tenemos algunos seguidores de Jesucristo para entregar nuestro tiempo y dedicación para servirle de todo corazón. En ocasiones, este entusiasmo de servir a Cristo, para muchos parecerá una locura, pero no es ninguna locura, más bien es la pasión que nos mueve a agradarle con nuestras vidas al que nos rescató del poder de las tinieblas, y nos dio la posibilidad de vivir eternamente en el reino de los cielos junto a nuestro amoroso Padre Celestial. Este entusiasmo de servir a Cristo, también lo manifestó el apóstol Pablo, tal como nos da a conocer en su segunda carta a la iglesia de Corinto: Si acaso estamos locos, lo estamos por querer servir a Dios. Y si no lo estamos, es para el bien de ustedes. 2 Corintios 5:13 TLA.

El entusiasmo auténtico por servir a Cristo con dedicación, no se preocupa de que las personas le tomen por loco. Si queremos seguir la enseñanza de Cristo sobre la generosidad, el perdón, la lealtad suprema o el servicio desinteresado a nuestro prójimo, siempre habrá sabios según el mundo que no tengan pelos en la lengua para tacharnos de chiflados. Pero esto no debe de importarnos, lo único que debe de importarnos es lo que Dios opine de nosotros. Si parecemos locos por servir con pasión, dedicación y entusiasmo a Dios, que así sea, ya que esta locura aparente para los hombres inconversos, es para la honra y la gloria de nuestro Señor y Salvador. El anhelo de Dios es que le sirvamos con pasión, dedicación y entusiasmo con los dones y talentos que hemos recibido, y si le servimos de esta manera, Él se complace y nos acepta como sus siervos diligentes, y no solo eso, sino que también nos tiene una recompensa preparada para cuando lleguemos a su presencia en el reino de los cielos.

Así que, no debemos preocuparnos si los hombres inconversos y los tibios de la fe, nos tachen de locos y fanáticos religiosos por dedicar nuestro tiempo para servir a Dios, ya que nuestro deber no es agradar a los hombres sino a nuestro Creador, pues Él es quien nos cuida, protege y nos bendice cada día de nuestra existencia en este mundo. Dios por su eterno amor para con nosotros, merece que dediquemos parte de nuestro tiempo para servirle en las diferentes areas ministeriales de nuestras congregaciones, ya que Él, lo entregó todo por nosotros al enviar a su amado Hijo para que muera como nuestro sustituto, esta acción de Dios, sí parece una verdadera locura, pero tampoco lo es, ya que fue una muestra de su gran amor y misericordia por la humanidad que caminaba a su completa destrucción. La próxima vez que alguien nos tache de locos, sintámonos halagados, pues será un síntoma de que estamos sirviendo a Dios juiciosamente.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x