Devocional

1 SAMUEL 13

A SU DEBIDO TIEMPO.

8 Durante siete días Saúl esperó allí, según las instrucciones de Samuel, pero aun así Samuel no llegaba… 9 … ordenó: ¡Tráiganme la ofrenda quemada y las ofrendas de paz!. Y Saúl mismo sacrificó la ofrenda quemada. 10 Precisamente cuando Saúl terminaba de sacrificar… llegó Samuel. Saúl salió a recibirlo, 11 pero Samuel preguntó: ¿Qué has hecho? Saúl le contestó: Vi que mis hombres me abandonaban, y que tú no llegabas … 12 Así que dije: “¡Los filisteos están listos para marchar contra nosotros en Gilgal, y yo ni siquiera he pedido ayuda al SEÑOR!”. De manera que me vi obligado a ofrecer yo mismo la ofrenda quemada antes de que tú llegaras. NTV.

Es difícil para las personas confiar en Dios cuando sienten que sus recursos se les agotan. Sienten que el tiempo pasa y pasa y no ven la respuesta de Dios, cuando eso sucede se sienten angustiadas y tratan de buscar por ellas mismas las posibles salidas a la situación. Saúl al ver que el sacerdote Samuel no llegaba al lugar donde se iba a presentar los sacrificios a Dios, se desesperó al sentir que se le estaba acabando el tiempo y tomó la decisión de él mismo presentar los sacrificios al eterno Creador, usurpando de esa manera las funciones sacerdotales otorgadas estrictamente a la tribu de Leví.

El pueblo hebreo había estado bajo el yugo del ejército filisteo por tanto tiempo que parecía casi imposible librarse. Mientras Saúl esperaba a Samuel en Gilgal, cada vez que pasaba lista faltaban más y más hombres. Empezó el séptimo día, pero Samuel todavía no llegaba. Como sus fuerzas disminuían y la guerra parecía inminente, Saúl decidió ofrecer el holocausto él mismo, aunque no tenía la autoridad para hacerlo, porque no era levita. Aunque se había atrasado Samuel, Saúl no tenía justificación para ponerse en el puesto del sacerdote

Bajo la presión de los filisteos que se acercaban, Saúl tomó el asunto en sus manos y desobedeció a Dios. Estaba haciendo algo bueno, pero lo hizo de la manera equivocada. Nuestro verdadero carácter espiritual se revela bajo presión, como lo fue el de Saúl. Los métodos que usamos para alcanzar nuestras metas son tan importantes como la obtención de las mismas. Cuando usted enfrente una decisión difícil, asegúrese de que la impaciencia no lo impulse a hacer algo que vaya en contra de la voluntad de Dios. Cuando sepa lo que Dios quiere, siga el plan a pesar de las circunstancias. A menudo, Dios utiliza demoras para probar nuestra obediencia y paciencia.

Samuel al llegar al lugar donde Saúl había ofrecido el sacrificio al eterno Creador, reprochó las acciones del monarca, pero Saúl presentó diversas excusas para justificar sus acciones. Al igual que Saúl, a menudo los cristianos presentan excusas por sus pecados y errores, tratando de justificar y espiritualizar sus acciones debido a sus circunstancias. Sin embargo, las excusas no son más que desobediencia. Dios conoce los verdaderos motivos de las acciones de las personas. Él perdona, restaura y bendice sólo cuando son sinceros acerca de sus pecados. Al tratar de esconder sus pecados detrás de las excusas, Saúl perdió su reinado

Queridos hermanos, Saúl al ver que Samuel no llegaba, tomó la decisión de el mismo realizar los sacrificios al Señor, demostrando su falta de confianza en el Señor. Al igual que Saúl, las personas no están dispuestas a esperar los tiempos perfectos del Señor, por eso, por sus propios medios tratan de agilizar que se den las cosas, y muchas veces cometen faltas graves como Saúl. Hermanos, no busquemos por nuestros propios medios obtener alguna de las promesas de Dios, seamos pacientes y esperemos los tiempos del Señor, Él cumplirá cada una de sus promesas para nuestras vidas a su debido tiempo.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x