Jesus Is Life

UN ENCUENTRO PERSONAL

UN ENCUENTRO PERSONAL

LUCAS 3:7 Cuando las multitudes acudieron a Juan para que los bautizara, les dijo: ¡Camada de víboras! ¿Quién les advirtió que huyeran de la ira de Dios que se acerca? 8 Demuestren con su forma de vivir que se han arrepentido de sus pecados y han vuelto a Dios. No se digan simplemente el uno al otro: “Estamos a salvo porque somos descendientes de Abraham”. Eso no significa nada, porque les digo que Dios puede crear hijos de Abraham de estas mismas piedras. 9 Ahora mismo el hacha del juicio de Dios está lista para cortar las raíces de los árboles. Así es, todo árbol que no produzca buenos frutos será cortado y arrojado al fuego. NTV.

En el presente, un gran número de personas llevan una vida religiosa, no porque tengan la seguridad de que la religión de la cual son miembros, sea el camino indicado para alcanzar la salvación y el reino de los cielos, sino porque han heredado la religión de sus padres. En este grupo de personas que han heredado la religión de sus padres, también se encuentran un gran número de cristianos protestantes. No es que sea malo heredar la religión de sus padres, lo malo es que los miembros de la iglesia protestante no hayan tenido ese encuentro personal con Jesucristo, y solo son partes de la iglesia porque sus padres lo son. Para alcanzar la salvación y la vida eterna, no es suficiente adoptar la fe de los padres, porque ninguna persona por más que sus padres sean líderes, ancianos o pastores de alguna iglesia cristiana, alcanzaran la salvación. Para alcanzar el perdón de los pecados y la salvación, es necesario que cada persona tenga un encuentro personal con Jesucristo, se arrepienta de sus pecados y lo acepte como su Señor y Salvador de su vida.

Al igual que algunos creyentes de la actualidad, en los tiempos de Juan el Bautista, algunos de sus compatriotas pensaban que tenían la salvación asegurada por ser descendientes directos de Abraham. Este sentir no solo era de los ciudadanos comunes del pueblo judío, sino también de los líderes religiosos, pues para ellos, la genealogía era primordial para estar en la presencia de Dios antes que su fe, razón por la cual valoraban la herencia religiosa de sus padres, así como los ritos religiosos. Con esta errónea perspectiva, muchos judíos acudieron a Juan para ser bautizados, no porque realmente habían comprendido sus predicas, sino solo para escaparse de la ira de Dios. Por eso Juan antes de bautizarlos, los exhortó con severidad y los llamó generación de víboras. Las palabras de Juan reflejan la clase perversa de hijos espirituales que los líderes religiosos habían criado.

Los líderes religiosos eran los encargados de instruir al pueblo en la obediencia de la palabra de Dios, pero no lo habían hecho, habían dejado que el pueblo se corrompiera, y llevara una vida de inmoralidades. Además, les habían dado una falsa seguridad de que podían escapar de la ira de Dios por ser descendientes de Abrahán. Por eso Juan en su exhortación, también les abrió los ojos y les hizo ver que su salvación no estaba garantizada, si no mostraban un sincero arrepentimiento de sus pecados, se bautizaban y llevaban una vida de total obediencia a la palabra de Dios, ya que este cambio de vida demostraría que el arrepentimiento y su entrega a Dios fue realmente genuina. Pues si no había un cambio de vida tras el bautismo, el hacha de Dios estaba afilada y lista para cortar las raíces a los insensatos por tratar de burlarse con su falso arrepentimiento. La verdadera conversión a Cristo, produce frutos espirituales en la vida del creyente, y todo aquel que no produzca esos frutos, será severamente diciplinado por Dios.

Queridos hermanos. Una relación con Dios no es posible transmitirse de padres a hijos, por eso, toda persona que anhele alcanzar la salvación y la vida eterna, debe tener un encuentro personal con Dios, arrepentirse de sus pecados y aceptar el sacrificio de su amado Hijo Cristo Jesús. Por eso, si usted ha heredado la fe de sus padres y no ha tenido un encuentro personal con Jesucristo, usted todavía no ha alcanzado la salvación, y sigue siendo parte del mundo que será condenado en el final de los tiempos. Hermanos. Es un hecho de que nadie puede burlarse de Dios, y todo el que ose hacerlo, será severamente castigado, por eso antes de entregar sus vidas a Cristo, es mejor que las personas piensen bien en el paso que van a realizar, ya que si no tienen el cambio tras su conversión y bautismo, serán severamente castigados, más que las personas que nunca aceptaron el sacrificio de Cristo Jesús.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x