Jesus Is Life

MANTENGÁMONOS SIEMPRE UNIDOS

MANTENGÁMONOS SIEMPRE UNIDOS

En este mundo individualista, es difícil que los hombres se pongan de acuerdo y busquen la unidad, o el bienestar común de toda la población. Pues cada uno desea cumplir sus propios deseos y satisfacer primero todas sus necesidades, antes que preocuparse por satisfacer las necesidades de su prójimo. Este deseo egoísta, impide toda búsqueda de unidad y fraternidad entre los seres humanos , haciendo nula la voluntad de Jesucristo para todos los hombres. La voluntad del Señor es que toda la humanidad se mantenga unida, velando los unos por las necesidades de los otros, y en especial este deseo es para todos Sus seguidores. Unas horas antes de ser arrestado por la guardia romana y los líderes religiosos del pueblo hebreo, Jesucristo pidió profundamente a su Padre para que mantenga siempre unidos a sus discípulos tras su partida de este mundo. Y esta fue su oración: “Te pido que se mantengan unidos entre ellos, y que así como tú y yo estamos unidos, también ellos se mantengan unidos a nosotros. Así la gente de este mundo creerá que tú me enviaste.” Juan 17:21 TLA.

Jesucristo sabía que tras su partida de este mundo, vendrían tiempos realmente difíciles para sus discípulos, los cuales, les harían dudar de permanecer juntos en unidad y armonía, buscando siempre el bienestar común de la pequeña comunidad a la cual pertenecían. También el Señor sabía que el maligno iba a hacer todo lo posible para destruir esa unidad de sus discípulos, sembrando en sus corazones, deseos de superioridad e individualismo. Conociendo todos estos peligros que sobrevendrían sobre sus discípulos, el Señor oró fervientemente a Su Padre para que les ayude a vencer todos estos posibles obstáculos, y les mantenga unidos en amor tal como Él se había mantenido unido en el amor a su Padre. Además, el Señor anhelaba que sus discípulos formen un poderoso testimonio de la realidad del amor de Dios y esto solo lo podrían lograr si se mantenían unidos.

El anhelo de Jesucristo no solo era para sus discípulos de ese tiempo, sino también para todas las generaciones de creyentes. Jesucristo anhela que todos los creyentes del mundo nos mantengamos unidos en su amor, tal como Él se mantuvo unido al amor de su Padre. Porque si estamos unidos en el amor de Jesucristo, también estaremos unidos en el amor de Dios Padre, y el enemigo no podrá hacer nada para destruir esta unidad que tenemos entre creyentes. Además, nuestra unidad que irradia el amor de Cristo, será un gran testimonio para las personas inconversas, y no solo eso, sino que podremos dejar toda rivalidad a un lado para trabajar conjuntamente en la predicación del evangelio de nuestros Señor, y así alcanzar a todas las naciones del mundo.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x