Jesus Is Life

DIOS NOS REVELÓ SU SECRETO

DIOS NOS REVELÓ SU SECRETO

Existen grandes y maravillosos misterios o secretos en el universo que están ocultos para la inteligencia humana. Muchos científicos a lo largo de los años han tratado de descifrar estos misterios, pero sus esfuerzos han sido en vano, porque no han logrado descifrarlos, por eso solo han lanzado posibles teorías. Dios, como creador del universo, es el guarda de estos misterios, o secretos, y solo Él puede rebelarlos a la humanidad. Uno de los misterios o secretos más apreciados por Dios Padre, fue revelado a la humanidad con la venida de Su amado Hijo a este mundo. Este acontecimiento que ni siquiera su pueblo elegido en el periodo del Antiguo Testamento lo conocía, pero Cristo con su muerte y resurrección lo reveló a toda la humanidad. Este misterio es la vida de Cristo en el creyente. Y acerca de esto nos da a conocer el apóstol Pablo: “Pues él quería que su pueblo supiera que las riquezas y la gloria de Cristo también son para ustedes, los gentiles. Y el secreto es: Cristo vive en ustedes. Eso les da la seguridad de que participarán de su gloria.” Col 1:27 NTV.

Todos los acontecimientos de la humanidad, fueron planificados minuciosamente por el eterno Creador, pero este plan no fue revelado a la humanidad, pues tenía que irse cumpliendo progresivamente cada uno de los hechos , hasta que llegara el momento preciso para revelar su plan más grandioso y maravilloso para toda la humanidad. Y este plan fue que Su amado Hijo Cristo Jesús viviera en el corazón de todos sus hijos. Desde el momento que una persona acepta a Cristo, como su Señor y Salvador, Él pasa a morar en su corazón, y gracias a este hecho asombroso, la persona es redimida y es liberada de toda condenación, y no solo eso, sino que también, tiene una esperanza segura de que disfrutará de toda la gloria de su Señor y Salvador. Esta esperanza segura del redimido, es que habitará eternamente en el reino de los cielos conjuntamente con Cristo y participará de las herencias celestiales.

El misterio o el secreto de la vida eterna en el reino de los cielos está revelado a toda la humanidad, así que no hay excusa para que el hombre pueda llegar a morar eternamente en el cielo junto a Dios Padre. Por eso, es momento de que el hombre permita a Cristo Jesús morar en su corazón, ya que es la única manera en que puede participar de la gloria de Dios. Si Cristo nunca llega a habitar en el corazón del hombre, el destino del hombre será una eternidad de sufrimiento en el lago de fuego, junto a Satanás y todos sus aliados. Todos los que hemos aceptado a Cristo en nuestro corazón, tenemos la seguridad de que en el día de Su regreso a este mundo, nuestro Señor nos llevará al reino de su Padre para que disfrutemos y participemos eternamente de su gloria, poder y majestad.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x