Jesus Is Life

NO CAIGAMOS EN EL ENGAÑO

NO CAIGAMOS EN EL ENGAÑO.

En los últimos siglos, han aparecido un sinfín de denominaciones cristianas, la mayoría de ellas enraizadas en la reforma protestante, pero también han aparecido sectas que asemejan estar enraizadas también en la reforma protestante, confundiéndose así entre las iglesias cristianas evangélicas que realmente están sujetas a las enseñanzas y prácticas de las Sagradas Escrituras. Con la similitud de enseñanzas que tienen estas sectas, atraen a los cristianos a sus movimientos y los atrapan en sus redes, haciéndoles que poco a poco se aparten del verdadero evangelio trazado por Cristo Jesús. Esta forma de embaucar a los seguidores de Cristo, no es nada nuevo, ya que también existían en la época del apóstol Pablo, y muchos cristianos se dejaron embaucar por estas enseñanzas: “Estoy horrorizado de que ustedes estén apartándose tan pronto de Dios, quien los llamó a sí mismo por medio de la amorosa misericordia de Cristo. Están siguiendo un evangelio diferente, que aparenta ser la Buena Noticia, pero no lo es en absoluto. Están siendo engañados por los que a propósito distorsionan la verdad acerca de Cristo.” Gálatas 1:6-7 NTV.

La verdad distorsionada es a veces más difícil de percibir que la mentira abierta. En la época del apóstol Pablo, un grupo de judíos que habían aceptado el mensaje de la cruz, estaban deformando el verdadero evangelio anunciado por Cristo. Este grupo declaraba seguir las enseñanzas de Cristo, pero negaba que la obra redentora realizada por Jesús en la cruz fuera suficiente para la salvación, que por eso era necesario cumplir las leyes para alcanzar la misma. Siempre existirán personas que deformen las buenas nuevas, sea porque no comprendan lo que la Biblia enseña o porque no están conformes con la verdad tal como se presenta, o simplemente quieren que la Biblia apoye sus deseos perversos. No importan las intenciones por las cuales deforman el evangelio, lo importante es que antes de aceptar las enseñanzas de cualquier grupo religioso, descubra lo que este enseña acerca de Cristo. Si sus enseñanzas no están acordes con la verdad de la Palabra de Dios, ellos están pervirtiendo el evangelio, razón por la cual el cristiano no debe aceptarlo.

Si somos verdaderos seguidores de Cristo, por nada del mundo debemos aceptar un evangelio deformado o diferente. El mensaje que presentan estos maestros podrá ser atrayentes y cautivantes a nuestros oídos, podrán tener similitudes a las enseñanzas de Cristo, pero si estas enseñanzas no están al cien por ciento en conformidad a las Sagradas Escrituras, tenemos que rechazarlas enérgicamente y no participar de ellas, pues si las aceptamos seremos cómplices de pervertir el evangelio anunciado por nuestro Señor y seremos condenados a la eternidad en el lago de fuego. Mantengámonos firmes en las verdaderas enseñanzas, y escuchemos atentamente lo que recibimos desde los púlpitos, comparemos esas enseñanzas a la luz de las Sagradas Escrituras para no caer en el engaño de estos hombres perversos.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x