Jesus Is Life

VALENTÍA Y FIDELIDAD

VALENTÍA Y FIDELIDAD.

Los creyentes que no están bien cementados en la palabra de Dios, tienden a sentirse perdidos cuando las aflicciones llegan a sus vidas, pero los creyentes que realmente conocen a Dios y están en estrecha comunión con Él, no se rinden con total facilidad ante las aflicciones, sino que valientemente siguen adelante sin desfallecer, sabiendo que en Cristo tienen la victoria asegurada. El apóstol Pablo fue una de esas personas valerosas, él tenía la convicción de que su vida y testimonio tenía que glorificar a Cristo sin importar la situación por la que atravesaba. Por eso en su carta a los Filipenses dijo: “Espero firmemente no hacer nada que pueda avergonzarme. Al contrario, sea que yo viva o muera, quiero portarme siempre con valor para que, por medio de mí, la gente hable de lo maravilloso que es Cristo.” Filipenses 1:20 TLA.

Un creyente que no se desmoraliza con total facilidad ante las aflicciones y permanece firme confiado en Cristo, no tendrá de que avergonzarse ante el Señor, más bien será un ejemplo de vida cristiana para todos los creyentes e inclusive para las personas que no conocen a Dios. Los seguidores de Cristo deben tratar de mostrarse siempre valientes y optimistas sin importar la situación por la que estén atravesando. Su valentía y optimismo debe contagiar a otros a no desfallecer ni rendirse en medio de las aflicciones, sino a seguir adelante confiando plenamente en el poder de Cristo para darles la victoria. Además, en medio de sus aflicciones, el creyente no debe dejar de compartir el mensaje transformador de Cristo, debe seguir adelante sembrando en los corazones de las personas inconversas el evangelio que trae salvación y vida eterna al pecador, y así, más personas glorificaran por todo lo alto la gloria y el poder de Cristo Jesús.

Las situaciones adversas por las cuales atravesamos en este mundo son pasajeras, pero la alegría que nos espera en Cristo Jesús es eterna. Con este pensamiento en nuestra mente y corazón, tratemos de llevar un testimonio de vida cristiana ejemplar para no ser avergonzados delante de Dios y los hombres. Jamás reprochemos a Dios cuando nos toque afrontar una adversidad, ni tampoco nos desmoralicemos como las personas que no tienen a Cristo, más bien, con valentía sobrellevemos esta adversidad, sin dejar de alabar y glorificar a nuestro Señor. Con esta actitud de fidelidad a Dios, contagiaremos a las personas que están a nuestro alrededor a no rendirse, sino a ser valientes y permanecer confiados en el poder de Dios para liberarlo de cualquier situación adversa. Además, nuestro testimonio de vida cristiana, siempre debe llevar a las personas a que hablen maravillas de nuestro Señor, y lo glorifiquen por todo lo alto.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x