Jesus Is Life

EL SILENCIO DE DIOS

Dic 28, 2022

EL SILENCIO DE DIOS

La paciencia es uno de los atributos maravillosos que tiene el eterno Creador. Gracias a este atributo Divino, el hombre no recibe inmediatamente el castigo merecido por sus pecados y ofensas a Dios. Pero la paciencia de Dios con la humanidad tiene un límite. En aquel día, el eterno Creador derramará sus justos juicios sobre las personas que no mostraron arrepentimiento, ni confesaron sus faltas a pesar de todo el tiempo que Dios retuvo su ira. Dios es paciente y misericordioso, pero también es Juez justo, que no dejará sin reprensión al malvado y esto lo afirmó el salmista: “Mientras ustedes hacían todo esto, yo permanecí en silencio, y pensaron que no me importaba. Pero ahora los voy a reprender, enumeraré todas las acusaciones que tengo contra ustedes.” Salmos 50:21 TLA.

En ocasiones, el eterno Creador permanece en silencio ante el incremento de la violencia y la maldad en el corazón de los hombres. Pero este silencio no significa que Dios pasa por alto el pecado del hombre o le es indiferente. En realidad, guarda silencio y retarda el castigo merecido sobre el pecador, debido a su misericordia el Señor le da tiempo al hombre para que se arrepienta de sus pecados y vuelva a sus caminos. El eterno Creador no se agrada de la muerte del impío y quiere que se vuelva de su maldad. El silencio de Dios no será para siempre, llegará el momento del castigo sobre el pecado.

Al igual que en el pasado, en la actualidad, hay algunos hombres que se aprovechan del silencio de Dios, para seguir adelante con sus vidas de maldad y pecado, sin pensar que cada una de esas acciones perversas son registradas en el cielo. En el día de la ira, el eterno Creador tomará los registros celestiales y enumerará cada una de las acciones perversas como parte de su acusación contra los malvados, y determinará el castigo merecido sobre ellos.

El Señor es paciente con el hombre, pero llegará el día en el cual su paciencia terminará, en aquel día el Señor enviará sus reprimendas sobre todo aquel que no mostró un arrepentimiento sincero, ni volvió su mirada a Jehová. Para que no tengamos parte en esa ira venidera, si tenemos algún pecado que todavía no hemos confesado a Dios, aprovechemos este tiempo de silencio, acerquémonos confiadamente con un corazón quebrantado y humillado, confesemos nuestros pecados a Dios y recibamos su perdón.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x