Jesus Is Life

CONVIVENCIA ARMÓNICA

CONVIVENCIA ARMÓNICA.

SALMOS 133:1 ¡Qué maravilloso y agradable es cuando los hermanos conviven en armonía! 2 Pues la armonía es tan preciosa como el aceite de la unción que se derramó sobre la cabeza de Aarón, que corrió por su barba hasta llegar al borde de su túnica. 3 La armonía es tan refrescante como el rocío del monte Hermón que cae sobre las montañas de Sión. Y allí el SEÑOR ha pronunciado su bendición, incluso la vida eterna. NTV.

En un mundo donde hay tanta tensión y disensión, ver que reina la armonía entre una familia, un grupo o un pueblo es algo muy atrayente y muy raro de lograrla, debido a que la sociedad se ha vuelto individualista y cada quien desea cumplir sus caprichos pasando por encima de la voluntad de los que le rodean. ¿Pero en sí que es la armonía? Esta palabra describe a la relación de entendimiento y paz existente entre dos o más personas. En la actualidad es complicado lograr que los integrantes de una familia lleven una vida armónica, peor aún en toda la sociedad. Una vida armónica y sin discordias, es el anhelo de Dios para todos aquellos que reconocen su gobierno y autoridad.

El salmista reconoció el anhelo de Dios para su pueblo, por eso invito a sus compatriotas a dejar las diferencias y pequeñas rencillas existentes entre ellos, y que trataran de llevar una vida armónica, con esta invitación recalco que: No hay nada más bello ni más agradable que ver a los hermanos vivir juntos y en armonía. Sin duda. Llevar una vida de paz y armonía entre los hermanos dentro del hogar paterno es una de las cosas más bellas de la sociedad familiar. Este estilo de vida familiar, es algo maravilloso, no solo para los que practican, sino también para las personas que los ven. Este ambiente de compenetración familiar, no debe quedar solo en el círculo familiar, más bien, debe extenderse a los miembros de toda la sociedad.

El salmista compara la maravillosa armonía fraterna entre hermanos con el aceite de la unción que se derramaba sobre la cabeza del sumo sacerdote el día de su consagración. La fragancia del aceite de la unción, compuesto a base de las más exquisitas especias, debía expandirse para indicar la influencia religiosa sobre la sociedad israelita. Además, el ungimiento con aceite era símbolo de una celebración gozosa y de las ricas bendiciones de Dios. Como el aceite de la unción, el compañerismo con Dios desciende y se dispersa entre todos los que lo reciben.

El salmista también comparo la armonía fraterna entre hermanos con el roció que refrescaba el monte Hermón, y descendía a las montañas de Sión. Las regiones secas de Palestina durante la mayor parte del año no reciben más humedad que la del rocío nocturno, particularmente abundante en la zona más fría del Hermán, en los confines con Siria. Desde allí provenía el aire fresco que tenía beneficiosa influencia en gran parte de Palestina. El rocío es para el salmista el símbolo de nueva vida: la unión fraternal vigoriza a la nación como el rocío a las plantas. Sin duda, la unidad del pueblo de Dios es tan refrescante y tan vigorizante como el rocío abundante en clima seco.

Queridos hermanos, el salmista detalla minuciosamente lo maravilloso y agradable que es la convivencia armónica, no solo de los miembros de una familia, sino de toda la comunidad. La convivencia armónica y pacífica, es una de las metas más importantes que todo cristiano debe perseguir, ya que una vida armónica, es el fiel reflejo de la aplicación de la palabra de Dios en la vida del creyente. Dios a lo largo de la Biblia incita a sus hijos a llevar una adecuada relación con las personas de su entorno, no solo con las personas buenas, sino también con las personas malas. Por eso en su palabra, prohíbe toda clase de venganza contra los ofensores, más bien los alienta a perdonar. Hermanos, sin duda es complicado llevar una vida de paz y armonía con todas las personas que nos rodean, porque hay algunas personas que nos dificultan esa tarea. Pero nada de eso debe ser un justificativo para no tratar de llevar esa vida que le agrada a Dios. Sobre todo, la armonía debe reinar en las congregaciones cristianas, ya que el Señor nos llama a tener un mismo sentir. Ese sentir, es nuestra obediencia, devoción y servicio a nuestro amado Señor.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x