Jesus Is Life

CONFIANZA EN EL PODER DEL SEÑOR.

 

SALMOS 60:1 Nos has rechazado, oh Dios, y quebraste nuestras defensas. Te enojaste con nosotros; ahora, restáuranos al gozo de tu favor. 2 Sacudiste nuestra tierra y la abriste en dos. Sella las grietas, porque la tierra tiembla. 3 Has sido muy estricto con nosotros, nos hiciste beber de un vino que nos dejó tambaleantes. 5 Rescata ahora a tu pueblo amado; respóndenos y sálvanos por medio de tu poder. 11 Por favor, ayúdanos contra nuestros enemigos, porque toda la ayuda humana es inútil. 12 Con la ayuda de Dios haremos cosas poderosas… NTV.

 

En cierta ocasión, el pueblo hebreo sufrió el ataque de varias naciones vecinas, las cuales habían hecho una coalición para derrotar de una vez por todas a la nación hebrea. Los diferentes ejércitos enemigos, se habían desplegado a lo largo del territorio israelí, para realizar ataques simultáneos por diferentes puntos. Esta estrategia desplegada por parte de los enemigos, había surtido efecto, pues las defensas de Israel, poco a poco habían empezado a ceder, la ruina de la nación era casi eminente. En esos momentos duros para la nación hebrea, David, el monarca del reino, extendió su clamor al eterno Creador, para que acudieran en socorro de Israel y les liberara de las amenazas enemigas.

 

David había dividido a su ejército para poder defender por todos los francos su reino. El monarca y una parte de su ejército, batallaron en la parte septentrional del país, en tanto que la otra parte de su ejército, batallaba en la región meridional de Judá contra los Edomitas. Al lugar de batalla donde se encontraba David, le llegó la información de que los asirios y edomitas habían traspasado las defensas de su ejército y avanzaban rápidamente a la capital de su reino. Ante esa importuna información, David interpretó que la victoria de sus enemigos, era una señal de que el eterno Creador había abandonado a su pueblo escogido. El monarca sintió en su ser, que Dios había rechazado a Israel, y que, en su ira, permitió al ejército enemigo aplastar las defensas del reino, dejándola expuesta a merced de los invasores extranjeros.

 

Ante una derrota humillante, hablando tanto por sí mismo como por su pueblo, el monarca, imploró al eterno Creador, que rescatara a su pueblo y renovara la comunión, restaurando el favor que había mantenido el reino desde muchos años atrás, en conformidad al pacto que había establecido con los patriarcas del pueblo hebreo. Tras los fuertes ataques, el reino se encontraba como si hubiera sido partido por un gran terremoto. Los fundamentos económicos, políticos y sociales de la nación habían sido quebrantados. Las murallas de la sociedad, debilitadas por brechas gigantes. A pesar de que la nación se encontraba resquebrajada, David permanecía confiado en el poder del Señor para liberar y restaurar su reino.

 

Ante el nefasto golpe que había sufrido Israel, para los ojos humanos era casi imposible que el reino pudiese surgir nuevamente, pero David confiadamente pidió ayuda al eterno Creador, para que expulsara a los invasores de todo el territorio de Israel y les ayudara a reconstruir de las cenizas la nación. El monarca afirmó que, con la ayuda de Dios, el pueblo haría cosas poderosas y restaurarían por completo la nación. Con la ayuda de Dios, todo es posible, aun las cosas que parezcan imposibles de realizar. Dios tiene el poder para hacer que las cosas se hagan realidad.

 

Queridos hermanos, el reino de Israel sufrió un duro golpe por parte de la coalición enemiga, en algunos sectores las murallas de la ciudad habían caído por causa de los ataques de los invasores. Israel estaba resquebrajada, pero en esos momentos de angustia el salmista extendió su clamor al Señor, para que les ayudara a vencer a sus enemigos y reconstruir la ciudad. Hermanos, en algún momento de nuestras vidas, tendremos que sufrir aflicciones, pero en esos momentos, es más cuando debemos confiar en el poder del Señor, y debemos extender nuestro clamor al igual que David. En nuestro clamor, Él vendrá en nuestro socorro, y nos levantará para que sigamos adelante en nuestro camino de la salvación y la vida eterna.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x