• Devocional

    2 REYES 9

    ¿HAY PAZ? 16 … Jehú subió a un carro de guerra y fue a Jezreel a buscar al rey Joram… 17 Cuando el centinela de la torre de Jezreel divisó a Jehú… gritó a Joram: ¡Una compañía de soldados se aproxima! Manda a un jinete a preguntarles si vienen en son de paz ordenó el rey Joram. 20 El centinela exclamó: ¡El mensajero llegó hasta ellos, pero tampoco regresa!… 21 … Entonces el rey Joram de Israel y el rey Ocozías de Judá salieron en sus carros de guerra a encontrarse con Jehú… 22 El rey Joram preguntó: ¿Vienes en son de paz, Jehú? ¿Cómo puede haber paz cuando la…

  • Devocional

    2 REYES 8

    RELACIONES INADECUADAS. 16 Yoram, hijo del rey Josafat de Judá, comenzó a gobernar Judá durante el quinto año del reinado de Yoram, hijo de Acab, rey de Israel. 17 Yoram tenía treinta y dos años cuando subió al trono, y reinó en Jerusalén ocho años. 18 Sin embargo, siguió el ejemplo de los reyes de Israel y fue tan perverso como el rey Acab, porque se había casado con una de las hijas de Acab. Así que Yoram hizo lo malo a los ojos del SEÑOR. 19 El SEÑOR no quiso destruir a Judá porque había hecho un pacto con David… NTV. Durante los últimos cuatro años del reinado de…

  • Devocional

    2 REYES 7

    FE Y ESPERANZA. 1 Eliseo le respondió: ¡Escucha el mensaje del SEÑOR! Esto dice el SEÑOR: “Mañana, a esta hora, en los mercados de Samaria, tres kilos de harina selecta costarán apenas una pieza de plata y seis kilos de grano de cebada costarán apenas una pieza de plata”. 2 El funcionario que atendía al rey le dijo al hombre de Dios: ¡Eso sería imposible aunque el SEÑOR abriera las ventanas del cielo! Pero Eliseo le respondió: ¡Lo verás con tus propios ojos, pero no podrás comer nada de eso! NTV. Cuando el ejército arameo sitió el reino del norte, la población quedó incomunicada, nadie podía salir ni entrar a…

  • Devocional

    2 REYES 6

    DIOS SIEMPRE PROTEGE A SUS SIERVOS. 14 Así que una noche, el rey de Aram envió un gran ejército con muchos caballos y carros de guerra para rodear la ciudad. 15 Al día siguiente, cuando el sirviente del hombre de Dios se levantó temprano y salió, había tropas, caballos y carros de guerra por todos lados. ¡Oh señor! ¿Qué vamos a hacer ahora? gritó el joven a Eliseo. 16 ¡No tengas miedo! le dijo Eliseo. ¡Hay más de nuestro lado que del lado de ellos! 18 Cuando el ejército arameo avanzó hacia él, Eliseo rogó: Oh SEÑOR, haz que ellos queden ciegos». Entonces el SEÑOR los hirió con ceguera, tal…