Devocional

JOSUÉ 11

DIOS DA LA VICTORIA.
 
4 Todos esos reyes salieron a pelear. Sus ejércitos unidos formaban una inmensa multitud. Y con todos sus caballos y carros de guerra cubrieron el terreno como la arena a la orilla del mar. 6 Entonces el SEÑOR le dijo a Josué… 7 Así que Josué y todos sus hombres de guerra avanzaron… y atacaron por sorpresa. 8 Y el SEÑOR les dio la victoria sobre sus enemigos… 16 Así que Josué conquistó toda la región… 23 … tomó control de todo el territorio, tal como el SEÑOR le había indicado a Moisés. Le dio la tierra al pueblo de Israel como su preciada posesión y repartió el territorio entre las tribus. Entonces por fin la tierra descansó de la guerra. NTV.
 
Las noticias de los triunfos acumulados por el ejército hebreo causaron una gran conmoción entre los reyes de Canaán y sus alrededores. El temor invadió sobre los ejércitos de todos esos reinos, por eso, el rey Jabín de Hazor, efectuó una alianza con docenas de reyes del norte de la región y formaron una confederación para ir en contra de Israel. Sus ejércitos se juntaron y acamparon a las orillas de las aguas de Merom, al norte del mar de Galilea. Esta multitud estaba equipada con caballos y carros de guerra listos para pelear contra Israel.
 
Esta confederación erróneamente pensó que la multitud de su ejército, derrotaría con facilidad al ejército hebreo, por eso se habían acercado al lugar donde acampaba Israel. Estos reyes vieron el número de los hombres que conformaban el ejército hebreo, pero no vieron al Dios todo poderoso que peleaba en favor de Israel. El Creador era el escudo y el arma secreta que daba la victoria a Israel.
 
Ante la multitud del ejército enemigo, el Creador alentó a Josué a no tener miedo de sus enemigos y le prometió que le daría la victoria. Ante las palabras alentadoras de Dios, Josué se armó de valor y dirigió al ejército hebreo a librar una nueva batalla. Israel atacó por sorpresa y derrotó a la confederación con la ayuda del eterno Creador.
 
Los cristianos con frecuencia pasan por diversas circunstancias adversas a lo largo de sus vidas. Estas adversidades pueden ser: problemas económicos, problemas de salud, desempleo entre otros. Ante estas circunstancias, muchos se desalientan, piensan que no pueden seguir adelante y se sienten derrotados. Pero los que honran a Dios pueden ser victoriosos a pesar de lo difícil que pueda parecer su situación. Dios siempre dará la victoria a su pueblo amado.
 
El pueblo hebreo con la ayuda de Dios, venció al ejército enemigo y conquistó los reinos de la confederación. Las conquistas de Josué se extendieron desde tan lejos al sur como Gosén en el límite con Egipto, a la llanura del Líbano, a la falda del monte Hermón al norte. A simple vista la conquista de la mayor parte de la tierra de Canaán parece haber sucedido rápidamente, pero en realidad tomó siete años en los cuales los hebreos lucharon bajo el cuidado y la protección del eterno Creador.
 
Tras la conquista de los reinos de Canaán y sus alrededores, Josué repartió las tierras entre las tribus que todavía no habían tomado herencia de la tierra prometida. Y la tierra descansó de la guerra pues los cananeos; ya no tenían el poder o la voluntad para organizar una nueva resistencia. Todos los reyes de la tierra que se atrevieron a pelear habían sido abatidos.
 
Queridos hermanos, el pueblo hebreo a pesar de tener un ejército reducido en comparación al ejército de la confederación de los reinos cananeos, tuvieron la victoria gracias a la ayuda del Creador. Para el hombre natural, el resultado de la batalla entre estos dos ejércitos, daban como vencedor al ejército de la confederación, pero Dios demostró que no hay ejército que pueda ir en contra de Él. Hermanos, ante cualquier adversidad que se presente en su vida, no se impaciente, ni se desaliente, pues tiene al Dios todo poderoso de su parte, el cual le ayudará a vencer sus adversidades. No importa cuán grande o grave sea su tribulación, Dios tiene el poder para darle la victoria sobre ellos.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *